Espresso Espiritual 

Espresso Espiritual 29 de Agosto

Mi Dios, hoy te necesito más que ayer, tú lo sabes bien. Me dejo caer en tus brazos, porque siento temor ante la adversidad que me rodea. Protéjame y muéstrame una vez más tu amor. No me dejes a mi suerte. Con todo mi corazón te lo ruego. Amén.
Aprovecha este día para perdonar, para sonreír, para amar, para ser feliz, para darle gracias a Dios por estar contigo siempre.

Las pruebas te hacen fuerte. Las penas te hacen humano. Los fracasos te hacen humilde. Y en todo momento, aunque creas que no, Dios se mantiene a tu lado.

Laus Deo
Alabado sea Dios.

POST RELACIONADOS

Leave a Comment