Espresso Espiritual 

Espresso Espiritual 28 de Julio

Comienza con fe y oración este nuevo día que Dios te regala. Pídele al Creador que te proteja y que nada ni nadie te pueda perturbar. Dios nunca se irá y, aunque el mal se asome, contarás con la sombra del Todopoderoso que disipa toda oscuridad. Ante las dificultades: confía, mantén la fuerza, no dejes de orar ni las ganas de luchar. Aunque no la notes, la mano de Dios está ahí, esperando a que extiendas la tuya y hacerte saber que ¡NUNCA SALDRÁS DERROTADO!

“Solo tú tienes la llave para abrir la puerta de la felicidad de este nuevo día, que Dios te ha regalado. Úsala y se feliz.” Buenos días.

Laus Deo
Alabado sea Dios.

POST RELACIONADOS

Leave a Comment