Evangelio 

Evangelio del día Miércoles 03 de Mayo

Fiesta de san Felipe y Santiago, apóstoles.
Fiesta de la Exaltación de la Santa Cruz.

Santo del día: Santiago Apóstol.

† Lectura del santo Evangelio según san Juan 3, 13-17

En aquel tiempo, Jesús dijo a Nicodemo: “Nadie ha subido al cielo sino el Hijo del hombre, que bajó del cielo
y está en el cielo. Así como Moisés levantó la serpiente en el desierto, así tiene que ser
levantado el Hijo del hombre, para que todo el que crea en él tenga vida eterna.
Porque tanto amó Dios al mundo, que le entregó a su Hijo único, para que todo
el que crea en él no perezca, sino que tenga vida eterna.
Porque Dios no envió a su Hijo para condenar al mundo, sino para que el mundo se salvara por él”.

Palabra del Señor.
Gloria a ti, Señor Jesús.

 

Oración de sanación

Jesús mío, gracias por tu Palabra sanadora porque a través de ella, llenas de fuerza mi vida y me da ánimo para seguir siempre firme en tu amor y para cumplir la voluntad del Padre que me ama.

Tú pasaste por este mundo haciendo el bien y me mostraste al Padre en las obras que realizaste, asegurándome que Él nunca me abandonará y que nada puede apartarme de su amor

Creo verdaderamente que el Padre está en Ti y Tú en el Padre, y que junto al Espíritu Santo nos hiciste partícipes de las bondades celestiales, regalándonos la bendición de estar hechos a tu imagen y semejanza.

Ven Señor y dame la gracia de la conversión verdadera, esa conversión que empuja al corazón a donarse en amor hacia el otro, que se olvida un poco de sí mismo y se libra del ego y la vanagloria.

Sé que Tú me amas y lo haces en extremo, es por ello que recurro a tu amor y a tu bondad para que me quites todos esos miedos que me atan a una soledad fría y desconsolada.

Me entrego ahora con confianza a tu providencia, a tu amor de Padre que actúa con poder en mi corazón y lo prepara para salir adelante en los nuevos desafíos que cada día se me presentan

Que pueda desde ya sentir tu protección y que la fuerza de tu Espíritu Santo se vea derramada en mi vida y sea el motor de todas mis acciones

Gracias Señor, por el regalo de la vida, por la libertad y por el poder que me das para alcanzar las metas que me he propuesto

Propósito para hoy

Esforzarme por ser discreto y respetuoso en mis conversaciones y acciones, haciendo el bien sin esperar recompensa y sin limitarme por el qué dirán de los demás.

Frase de reflexión

“Los sacramentos, especialmente la Penitencia y la Eucaristía, son momentos privilegiados para el encuentro con Cristo”. Papa Francisco

POST RELACIONADOS

Leave a Comment