Noticias 

La Iglesia pide a los nicaragüenses que reflexionen ante los comicios

Los Obispos de la Conferencia Episcopal de Nicaragua (CEN)han insistido que la Iglesia Católica del país centroamericano no ha hecho un llamado explícito a votar en las elecciones generales de este domingo 6 de noviembre, sino que han apelado a la conciencia de cada ciudadano para que así desde cada persona se decida si asistir o abstenerse de votar en los sufragios.

En su cuenta en Twitter el Obispo Auxiliar de Managua, Monseñor Silvio José Báez Ortega, OCD. manifestó en tono enfático que el comunicado de los Obispos de Nicaragua sobre las elecciones del domingo, dado a conocer a la opinión pública el 22 de agosto pasado continúa plenamente vigente y que es la postura oficial de la jerarquía eclesiástica de cara a la justa electoral.

“Pero, ¿Es necesario decirlo otra vez? Los Obispos de Nicaragua no hemos invitado a votar, sino a decidir en conciencia si votar o no votar”, explicó el obispo carmelita desde su cuenta en Twitter: @silviojbaez, quién durante toda la semana ha estado comunicándose mediante a las redes sociales para recordar el comunicado de los Obispos sobre las elecciones.

En un estado de Facebook, el Obispo Báez exhortó a los fieles a discernir en conciencia, sobre votar o no votar.

“Las decisiones tomadas en conciencia suponen un serio proceso de discernimiento de la información que tenemos a mano y de autocrítica de sí mismo, para buscar con honestidad la verdad y el bien posible en ese momento, superando indiferencia, egoísmo, miedos o halagos. La conciencia es la norma de moralidad por donde pasa la valoración ética última de las acciones humanas. Para el creyente supone también un humilde camino de oración para buscar y acoger dócilmente los caminos de Dios. En las decisiones tomadas en conciencia está en juego la honestidad y la integridad con uno mismo, con los demás y con Dios. A veces suelen no ser tan fáciles pero hay que asumir las consecuencias desagradables de actuar con honestidad”, manifestó Monseñor Báez.

Consultado sobre el mismo tema, el Obispo de Matagalpa Monseñor Rolando Álvarez Lagos, en su programa radio-televisivo “Pastoreo, comunión y oración”, expresó ante la pregunta de un feligrés, que su posición y orientación como Obispo para el pueblo de cara a las elecciones era la expresada anteriormente en el comunicado episcopal del 22 de agosto.

A la pregunta “¿Cuál es su mensaje a los nicaragüenses ahora que estamos a unos días de la farsa electoral?”, formulada por un televidente de su programa, el Obispo Álvarez respondió: “El mensaje es el de la Conferencia Episcopal de Nicaragua”.
“Mi mensaje es el de la Conferencia Episcopal de Nicaragua (…), Mi mensaje como Obispo es, exactamente, es el de la Conferencia Episcopal. No tengo otro mensaje porque creo que ahí los Obispos hablamos muy, pero muy claro. Escuchen muy bien el mensaje”.

Con anterioridad, el Obispo Álvarez ya había unido su voz a la de otros obispos del paísseñalando las irregularidades en torno al proceso electoral.

“Los Obispos de Nicaragua en éste comunicado, estamos diciendo lo que este proceso electoral ha caudado diversas posturas y reacciones. Y que ante esa situación, cada nicaragüense debe decidir en conciencia, ahí dónde nadie puede entrar, sólo Dios y cada persona, en conciencia que es el núcleo más sagrado de todo ser humano, ahí debe decidir si ir o no ir a votar. Y decimos, que esa decisión debe de ser tomada sin miedo a ninguna amenaza, a ninguna coacción de nadie ni de nada. Debe ser toamada libremente. (…). También nosotros como nicaragüenses, como Obispos, como sacerdotes tenemos que decidir a conciencia si ir o no ir”, manifestó Álvarez en su programa radio-televisivo, uno de los más escuchados por los católicos del país.

Del mismo modo, el Arzobispo de Managua, cardenal Leopoldo Brenes en declaraciones a diversos medios de comunicación que debe haber respeto entre las diversas posturas existentes en el país a raíz de la justa electoral y que es necesario que todos trabajen por el bien común del país.

“Yo como pastor diría que tenemos que respetarnos los unos a los otros, y cada quién desde su actitud, trabajar por el bien común. El Santo Padre Francisco dice que la acción política es una de las cosas más hermosas que existen dentro de los hombres, pero todos los políticos deben trabajar por el bien común y no el personal, todos deben aportar su granito de trigo para el desarrollo y prosperidad de nuestra patria, así que debemos intensificar la oración para que el Señor guíe nuestros pasos y hagamos de nuestra patria una patria mejor como todos la soñamos”, expresó Brenes al salir de una misa en la periférica iglesia de Veracruz, al sur de Managua.

Los comicios

El día domingo 6 de noviembre, más de cuatro millones de nicaragüenses están llamados a las urnas a elegir presidente y vicepresidente, 90 diputados ante la Asamblea Nacional (unicameral) y 20 diputados al Parlamento Centroamericano (PARLACEN, regional).

El candidato más fuerte en los comicios es el actual presidente de Nicaragua Daniel Ortega Saavedra, quién corre por séptima vez como candidato a la primera magistratura del país por el partido Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN, izquierda) acompañado de su esposa, la poetisa Rosario Murillo Zambrana como candidata a vicepresidenta en un hecho inédito en la historia del país centroamericano. Junto a los candidatos oficiales corren otros cinco partidos políticos minoritarios a los que la oposición inhibida tilda de colaboracionistas.

Los comicios son altamente cuestionados por distintos sectores debido a la opacidad del Consejo Supremo Electoral (CSE), quién en 2008 y 2011 fue objeto de críticas por parte de la oposición que acusó al ente de manipular los resultados para favorecer al partido de gobierno FSLN.

Por su importancia, dejamos a los lectores de RD el comunicado de la Conferencia Episcopal de Nicaragua sobre los comicios generales del 6 de noviembre.

MENSAJE DE LA CONFERENCIA EPISCOPAL DE NICARAGUA:

A los sacerdotes, diáconos, religiosos y religiosas, fieles católicos, jóvenes, hombres y mujeres de buena voluntad:

«Estemos seguros de tener limpia la conciencia, deseosos de proceder con rectitud» (Hb 13,18).

1. Ante las situaciones de hecho creadas por decisiones irregulares en torno a las próximas elecciones que han originado posturas y reacciones muy diversas en la población, deseamos iluminar desde nuestra fe como pastores de la Iglesia este momento histórico. Invitamos a que cada ciudadano frente a este proceso electoral decida y actúe desde el interior de su conciencia, libremente y sin miedo a ningún tipo de coacción exterior. Cada quien debe reflexionar con seriedad para decidir lo que considere más justo y conveniente para el presente y el futuro del país. Los creyentes deben acompañar esta reflexión del necesario discernimiento espiritual en la oración buscando con honestidad la voluntad de Dios (cf. Catecismo de la Iglesia Católica, 1777-1782).

2. Votar es un derecho. La decisión de votar o no votar o la de votar por determinada opción debe ser tomada por cada persona desde el interior de su conciencia. A la luz del evangelio y de la doctrina social de la Iglesia, un católico debe decidir consciente de que si con la opción que elija está colaborando a la construcción de una sociedad más justa, favoreciendo al bien común de toda la población y abonando al fortalecimiento de un sistema político democrático y pluralista en el país.

«Dichosos los que trabajan por la paz» (Mt 5,8)

3. En momentos de crisis y de tensión es fácil ceder a la tentación de la violencia pero esta jamás resuelve los conflictos. Exhortamos en este momento a todos los nicaragüenses a actuar pacíficamente, respetando las legítimas opciones de cada persona y evitando todo aquello que amenace la integridad física y moral de los demás. La paz es un don de Dios, pero también fruto de la justicia y del compromiso humano. El Papa San Juan Pablo II nos enseñó que «la paz sólo se alcanzará con la realización de la justicia social» (Sollicitudo Rei Socialis, 39) y el Papa Francisco nos ha recordado que hay que vencer la indiferencia para conquistar la paz (cf. Lema de la Jornada Mundial de la Paz, 2016).

«Creyendo contra toda esperanza» (Rom 4,18)

4. Les exhortamos a no perder nunca la esperanza, sobre todo en los momentos más oscuros y adversos. Tener esperanza no es cruzarse de brazos. No es resignarse pensando que la realidad no puede ser mejor ni ser indiferentes pensando que no podemos hacer nada por mejorarla. No hay que ser espectadores de la historia, sino protagonistas de la misma. Esperar es comprometerse a vivir y testimoniar los valores del evangelio en la historia.

5. En este año de la misericordia les invitamos a todos nuestros fieles a orar por el presente y el futuro de Nicaragua. La oración nos dispone a acoger la fuerza transformadora del Señor y nos educa a comprometernos por el bien de la sociedad. Les exhortamos para que recemos el rosario especialmente en el mes de octubre, personalmente y en familia, para pedirle a la Inmaculada Virgen María, Madre de Nicaragua, que acompañe a nuestro pueblo en su caminar histórico y nos ayude a vivir como ella abiertos a la novedad de Dios y llenos de esperanza por la llegada de su reino.

Establecemos que en todas las parroquias de la provincia eclesiástica se organice una jornada de veinticuatro horas de oración y ayuno a partir del día 6 de octubre a las 6 de la tarde. Dado en la ciudad de Managua a los 22 días del mes de agosto de 2016.

Firman todos los Obispos de la Conferencia Episcopal de Nicaragua.

Israel González Espinoza, corresponsal de RD en Nicaragua
Religión Digital 

 

Noticias relacionadas:

La Iglesia de Nicaragua insta al Gobierno a un diálogo “sincero e incluyente”

POST RELACIONADOS

Leave a Comment