Home Noticias 

“Francisco es puente y destructor de muros”: políticos, líderes sociales y religiosos argentinos, con el Papa

Con la consigna “Francisco es puente y destructor de muros”, dirigentes de distintas expresiones políticas compartieron un encuentro ayer, en la capilla San Roque de la Basílica de San Francisco, en el microcentro porteño, a un año de la encíclicaLaudato si, en la que el Papa llama a la cultura del encuentro y al cuidado de la casa común.

El ministro de Educación, Esteban Bullrich, y el presidente provisional del Senado, Federico Pinedo, entre otros, respondieron a la convocatoria del ex embajador argentino ante la Santa Sede, Eduardo Valdés, junto al diputado nacional Felipe Solá (Frente Renovador), intendentes peronistas del conurbano -Alberto Descalzo (Ituzaingó) y Juan Zabaleta (Hurlingham)-, el legislador porteño Gustavo Vera y el ex canciller Jorge Taiana, entre otros.

“Es necesario pasar de la cultura de la confrontación a la cultura del encuentro, que predicaba el padre Bergoglio. Y para eso hay que sentir una actitud de humildad, comprensión, apertura, buena fe y construcción en común”, declaró Pinedo, en sintonía con el espíritu del encuentro.

“El Papa nos invita a todos a construir la casa común, que es la patria”, animó Valdés, en medio de expresiones generales en favor del diálogo y la paz. “Imagino una cultura del encuentro que requiere estar dispuestos no sólo a dar, sino también a recibir de los otros”, dijo el ex embajador, al citar un fragmento de la encíclica de Francisco.

El acto giró en torno de la figura del Papa y la presencia de figuras del Gobiernoestuvo orientada a relativizar los rumores que hablan de posibles tensiones con el pensamiento de Francisco. También se buscó promover instancias de encuentro, en medio de los enfrentamientos que rodearon la reciente sanción y el posterior veto presidencial de la ley antidespidos.

La reunión se prolongó durante casi una hora, en el interior de la capilla San Roque y estuvieron los rabinos Daniel Goldman y Damián Caro, y el dirigente de la comunidad islámica Omar Abboud, además del fraile Jorge Bender.

No hubo una presencia significativa ni una adhesión institucional por parte de la Iglesia. “Es un encuentro entre laicos y dirigentes políticos, como otros que se realizaron en distintos municipios”, deslizó un vocero eclesiástico, ante una consulta de La Nación.

Se refería al encuentro conocido como “Pacto de San Antonio”, un acto de carácter político y ecuménico que varios intendentes justicialistas realizaron en enero pasado en San Antonio de Padua y en el que un compromiso para encarar acciones comunes basadas en la encíclica ambiental. Allí estuvieron, entre otros, los jefes comunales Mariano Cascallares, Martín Insaurralde y Fernando Gray.

También en Rosario hubo un encuentro similar el mes pasado, inspirado en el compromiso político por favorecer el cuidado del medio ambiente y la cultura del encuentro.

En el acto de ayer se leyó un documento en el que se invitó a poner en práctica las enseñanzas de la encíclica papal y favorecer “el diálogo con la tierra y entre las personas”.

El intendente Zabaleta contó que la enciclica Laudato si inspiró en el municipio de Hurlingham la inauguración de hogares para atender a las víctimas de la violencia familiar y la trata de personas.

Entre los asistentes se encontraban el ex diputado Julián Domínguez, el intendente de San Antonio de Areco, Paco Durañona; Alicia Pierini, Hernán Patiño Mayer, Mario Cafiero, Alicia Barrios, Roberto Carlés y el fiscal Gabriel de Vedia, entre otros.

Fuente Religión Digital

POST RELACIONADOS

Leave a Comment